Close

Fondo Mubadala retira oferta para adquirir la marca Burger King en Brasil y las acciones caen

El inversionista de Abu Dabi dijo en una carta a Zamp que se había retirado después de no obtener confirmación sobre si la transacción implicaría la terminación de los acuerdos de franquicia y de licencia.
Por Reuters, editado por M. Gabriela Arteaga / Foto: Archivo I Publicado: Viernes 23 de septiembre de 2022 I 15:57
Comparte en:

La brasileña Zamp SA, propietaria de la marca Burger King en el país sudamericano, dijo este viernes que el inversionista estatal de Abu Dabi, Mubadala, ha revocado su oferta de compra de una participación que le habría dado el control de la empresa.

Mubadala había ofrecido la semana pasada 8,31 reales (US$ 1,61) por acción para comprar una participación del 45,15% en Zamp, frente a una oferta original de 7,55 reales por acción a principios de agosto.

El inversionista de Abu Dabi dijo en una carta a Zamp que se había retirado después de no obtener confirmación sobre si la transacción implicaría la terminación de los acuerdos de franquicia y de licencia de marca de Zamp.

La retirada se produjo un día después de que Restaurant Brands International Inc., el franquiciador principal de Popeyes y Burger King, dijera que no podía emitir una exención solicitada por Mubadala para que la transacción siguiera adelante.

Operadora de Starbucks y Burger King detalla planes de crecimiento para el Cono Sur y retomará las inversiones en Argentina

Las acciones de Zamp caen un 6,5% a 6,80 reales tras la retirada de Mubadala, sumándose a una caída de más del 8% respecto a la sesión anterior.

Los analistas del Santander señalaron que la retirada de Mubadala podría crear un exceso en las acciones de Zamp, ya que la firma de Abu Dabi podría ahora vender su actual participación del 4,95% en la empresa brasileña.

"Si Mubadala decide vender rápidamente sus actuales acciones de Zamp, el impacto en la acción podría ser significativo", dijeron.

Por otra parte, los analistas de Goldman Sachs consideran que un nuevo retroceso es una oportunidad de compra. Señalan que los recientes datos macroeconómicos podrían propiciar un entorno mejor de lo esperado para el consumo básico en Brasil, lo que podría traducirse en una demanda adicional a corto plazo para la hamburguesa.

Comparte en: