Close

Resistencia económica de Perú amenazada por mezcla de crisis política y baja inversión minera

Pese a todos los cambios de gobierno, el crecimiento económico de Perú se mantenía firme. Sin embargo, han bajado las perspectivas para los próximos años. Presidente Castillo dijo que armará nuevo gabinete.
Por Déborah Donoso Moya / Foto: Presidencia Perú, Archivo I Publicado: Jueves 4 de agosto de 2022 I 09:19
Comparte en:

Pese a las constantes crisis políticas por las que ha atravesado en los últimos años, la economía peruana no solo ha resistido, sino que se ha expandido de forma sostenida. Ante las incógnitas que hay en torno al gobierno de Pedro Castillo -quien está envuelto en varias investigaciones por temas de probidad y a quien le acaba de renunciar su principal ministro-, la duda se ha instalado: cuánto más resiste.

“Está habiendo un efecto importante sobre la actividad económica por la situación política compleja. Hace unos años Perú crecía sobre 5% por año y actualmente el PIB potencial se estima entre un 2,7%-3,3%, entonces ha habido una reducción considerable del crecimiento potencial de la economía peruana”, dice Daniel Velandia, director jefe de Credicorp Capital.

La capacidad de la economía para generar crecimiento de largo plazo viene disminuyendo rápidamente. Según nuestros cálculos, esta tasa es del 2%, mientras que en 2016 era del 3,7% y en 2001 de 5,7%”, agrega el exministro peruano Alfredo Thorne.

Pese a esto, los expertos coinciden en que Perú es uno de los países latinos mejor parados frente a la inflación que se está viendo actualmente, con una tasa anual de 8,8%, en línea con las cifras presentadas por Estados Unidos, y aunque es alta, está por debajo de otros países.

Además, aunque es una economía integrada al mundo, por lo tanto abierta al riesgo de ser arrastrada por el comportamiento externo, “tiene un Banco Central con abundantes reservas y una posición fiscal envidiable, con una tasa de endeudamiento bruto que llega al 36%”, explica Thorne, quien agrega que el ente rector “tiene tantas reservas, que podría (teóricamente, aunque por ley está impedido) comprar toda su deuda externa, en soles y dólares. Eso significa que el efecto de la crisis mundial será de una desaceleración y no de crisis financiera o fiscal”.

Financial Times: El "enorme desafío" del nuevo ministro de Economía de Argentina

 

La duda minera

Sin embargo, este buen pie para afrontar la crisis no quita algunos problemas de cara a tener un desarrollo económico más atractivo. Una de las cifras que lo refleja y que a nivel local ha levantado más preocupación es la falta de renovación de nuevos proyectos mineros.

Aunque el desarrollo de estas grandes inversiones estuvo afectado por la pandemia -donde ese sector decreció 25,3% en 2020-, a raíz de los montos comprometidos en algunas faenas, fundamentalmente Quellaveco, que está prácticamente listo, permitieron que en 2021 el indicador se elevara 23,1%. Pero este año y el próximo se anticipan fuertes bajas, según proyecciones que ha mostrado el Banco Central.

“La minería ha venido contrayéndose, de hecho el PIB primario está cayendo alrededor de un 5% frente a 2019, lo que da cuenta de que sí ha habido un importante impacto, tanto que  la confianza empresarial está en los niveles más bajos desde los años ‘80”, dice Velandia.

Si bien el crecimiento aun acompaña -apoyado también por altos precios de los commodities, gasto fiscal y retiro de ahorros para las pensiones-, explica que “la situación idiosincrática está jugando un rol a partir de una menor inversión privada en el país a medida que pasa el tiempo”.

Thorne, por ejemplo, prevé que el país tendrá un rango de crecimiento de entre 1,5% y 1,7% este año. “Los estímulos están en su fase final y a partir del segundo semestre veremos los efectos sobre el crecimiento del PBI”, explica.

El respiro que logró Enel Perú tras fallo judicial en disputa por gasoducto

  

Crisis política y sus efectos

La duda es cómo dar vuelta la situación, en un contexto de un gobierno que recién lleva poco más de un año y no logra afirmarse.

Incluso, la posibilidad de que el Congreso impulse un proceso de vacancia sigue estando sobre la mesa. No es posible anticipar el impacto de una medida así, dice Thorne, pero agrega que “si se lograra un gran consenso nacional, como resultó en 2000 con la abrupta salida de (Alberto) Fujimori, y se convoca a un gabinete nacional, podría ser un shock positivo”.

“Afortunadamente los fundamentales de la economía se mantienen intactos y no sería muy difícil impulsarla”, agrega, aunque a su juicio no están los votos para realizar una medida como esa, lo que podría variar dependiendo de las investigaciones que lleva adelante la Fiscalía de ese país, donde Castilló declaró hoy, señalando además que conformará nuevo gabinete, al que tomará juramento este viernes.

Velandia agrega que la economía local tenía una independencia respecto de las crisis políticas, pero eso ha empezado a cambiar desde la toma del mando de Castillo, lo que se ha traducido en que el país no ha crecido. “Estamos hoy en el mismo punto de la época pre pandemia”, explica.

A su juicio, independiente de lo que suceda con Castillo, la clase política debería buscar formas para incentivar la inversión, impulsando políticas públicas que se dirijan a un mayor crecimiento económico y a resolver los problemas estructurales que tiene la economía, tal como la informalidad, tributos y educación.

Comparte en:

Lina Contreras, Gerenta de Restaurantes de Uber Eats Cono Sur, Región Andina y el Caribe.

Personaje

AEROCARDAL / STUDIO DF